Cuatros consejos a la hora de alquilar un coche

seguros temporales garresoler correduria de seguros

A veces, la mejor manera de conocer nuestro destino de vacaciones es a través de un viaje en coche. 

Sin embargo, no siempre podemos desplazarnos con nuestro propio vehículo porque el destino está muy lejos o tenemos que coger un avión para llegar. El caso es que una vez allí, lo más práctico es alquilar un vehículo, ya que el nuestro se ha quedado en casa y por eso te vamos a dar 4 sencillos consejos para evitarte situaciones desagradables:

1. LEE LA LETRA PEQUEÑA DEL CONTRATO SIEMPRE.

Muchas compañías ofrecen coches de alquiler con fines turísticos y cada una de ellas presenta diferentes condiciones y cláusulas. Aunque leer contratos no resulte especialmente entretenido, al firmarlos autorizamos a la compañía a que nos cobre según los términos acordados, por lo que es conveniente leer la letra pequeña antes de firmar y, en caso de duda, consultar con nuestro corredor de seguros de confianza. 

2. ATENTO A HORARIOS DE DEVOLUCIÓN Y CONDICIONES DE ENTREGA.

Estas empresas exigen un depósito proporcional al valor del coche como garantía de pago, así como devolver el vehículo en perfectas condiciones, según estipule el contrato. 

Por eso es muy importante fijarse bien en detalles como los horarios de devolución o las condiciones de entrega, porque un desacuerdo en cuanto a la limpieza del interior o al contenido del depósito de gasolina pueden suponer un coste adicional imprevisto. 

3. VERIFICAR DOCUMENTACIÓN Y ESTADO DEL VEHÍCULO AL ALQUILAR.

Además, antes de subir al coche, debemos asegurarnos de que tiene la documentación en regla, el permiso de circulación y la tarjeta de la ITV; y también, los triángulos de avería y el chaleco reflectante obligatorio. 

Puede resultar útil tomar algunas precauciones, como fotografiar el cuentakilómetros o el nivel de gasolina antes de arrancar el coche para evitar malentendidos o cargos adicionales, así como revisar minuciosamente el vehículo para detectar cualquier desperfecto o anomalía en luces, llantas, limpiaparabrisas o el aire acondicionado.

Hay que recordar que en algunos lugares como Canarias no se pueden alquilar vehículos con más de dos años de antigüedad

4. CONFIRMAR EL TIPO DE SEGURO QUE LLEVA INCLUIDO.

Como norma, el coste del seguro obligatorio del automóvil y el de responsabilidad civil están incluidos en el precio del alquiler. 

Eso significa que cubre los daños causados a terceros, pero no los sufridos por el vehículo. Para estar más tranquilos, muchos conductores contratan un seguro a todo riesgo para ampliar la protección en caso de accidente.

También te puede interesar:

Suscríbete a nuestro canal

Aviso legal     |     Política de privacidad