Dispositivos electrónicos a prueba de riesgos

¿Sabías que hay estudios que dicen que el cerebro considera el teléfono móvil como parte de nuestro cuerpo?
Cuando no disponemos de él, hay veces que podemos tener la sensación de que nos falta una parte de nosotros o lo que los expertos llaman el “síndrome del miembro fantasma”.

Y es que, hoy en día, es casi impensable una situación en la que no nos encontremos permanentemente rodeados de dispositivos electrónicos: smartphone, tablet, ordenador portátil, relojes inteligentes… toda esta batería de herramientas tecnológicas tiene como objetivo hacernos la vida más fácil y, como objetos que son parte de nuestra cotidianidad y que nos son necesarios para realizar casi cualquier gestión, también están expuestos a multitud de riesgos. ¿A quién no se le ha roto alguna vez la pantalla del móvil o tablet, o estropeado al caerse al agua u otros líquidos? Tampoco es rara la ocasión en la que nos lo hayan podido robar o hurtar por la calle, tanto nuestro smartphone como nuestro smartwatch o, incluso, nuestra mochila con el ordenador o tablet dentro.

Por todo ello es importante ser precavidos, tener en cuenta todos estosposibles imprevistos y tomar una serie de precauciones que nos permitan evitarlos, evidentemente. Si bien es cierto que, además, los fabricantes de los dispositivos nos ofrecen un tiempo de garantía, lo que resulta muy recomendable es dar un paso más y optar por la contratación de un seguro.

Nuestra recomendación, teniendo en cuenta que no hay dos seguros iguales y que la oferta actual es amplia, es contar con ayuda para leer la letra pequeña y hacernos con con la póliza que más se ajuste a nuestras necesidades específicas. Quien mejor puede ofrecérnosla es un profesional experto en seguros. Sin duda, nuestro corredor de seguros de confianza es la persona indicada a la que acudir para obtener el asesoramiento necesario para nuestra mayor tranquilidad.

Suscríbete a nuestro canal

Aviso legal     |     Política de privacidad