El mes de la Semana Santa

Si algo hemos aprendido con la pandemia es que es realmente importante dejar las cosas bien atadas y ser precavidos para ahorrarnos posibles percances y algún que otro disgusto. Precisamente, este es el trabajo del seguro, el de protegernos ante contratiempos y permitirnos vivir con más tranquilidad. Por ello y, ahora que comienza el mes de la Semana Santa, si estamos planeando un viaje, ya sea fuera o dentro del territorio nacional, nunca está de más tener en cuenta los riesgos a los que nos podemos enfrentar y qué coberturas nos pueden ayudar para que nuestra única tarea sea la de disfrutar.

En primer lugar y, ahora que somos más conscientes de nuestra salud, una cobertura de asistencia en viaje que nos permita acceder a la hospitalización o a las urgencias en caso de necesitarlas, siempre se presentará como una opción imprescindible. Además, si elegimos un lugar donde las condiciones sanitarias no nos parezcan las idóneas o el accidente haya sido algo serio, podríamos necesitar trasladarnos a otra ciudad o incluso de vuelta a nuestro lugar de origen. La cobertura de accidente es otra de las imprescindibles ya que nos ofrece garantía en caso de un accidente grave que pueda producir consecuencias fatales.

Por otro lado y relacionado con la vuelta anticipada, también es interesante contemplarlo por si tenemos que volver antes de tiempo por otras razones de peso y se cubra lo no disfrutado del viaje. Y, ojo, antes de viajar también podemos estar cubiertos en caso de necesidad de cancelación del transporte o del hotel. Por otra parte, no es nada fuera de lo común que al viajar se nos extravíe el equipaje, o que nuestro avión o tren sufra retrasos e incluso perdamos otros servicios contratados a causa de esta demora. En caso de elegir el coche como transporte, también es bueno contar con una póliza que se ajuste a nuestras circunstancias. La cuestión es analizar con detenimiento cuáles serían nuestras necesidades específicas para poder viajar con tranquilidad. Para hacerlo, lo mejor que podemos hacer es, sin duda, contar con nuestro corredor de seguros de confianza.